Latest

Una vez desestigmatizado el sexo esporádico, vamos a hablar de la situación específica en las páginas de contactos, porque es una situación incontrolable y tú sabes que tarde o temprano ahí va a pasar algo.

Tienes que valorar antes los pros y los contras de tener relaciones esporádicas con gente que hayas conocido en encuentroadulto.com, ya que vale que tú lo tengas claro de que va a ser algo que no implique emociones, pero ¿has comprobado que él quiera lo mismo? Porque si él busca algo más sentimental, entonces la convivencia puede ser atroz.

Pero bueno, si quieres consejos para entrarle a tu compañero sin importarte las consecuencias lee bien atentamente:

  • Primero, si tienes varios compañeros de piso, elige bien, porque puede haber ocasiones en las que te interese más de uno y te puedo asegurar que como tengas algo con cada uno de ellos acabarás yéndote de la casa. Así que una vez tengas claro con quien mantener relaciones esporádicas, vamos al grano.
    Digamos que aún no conoces bien al chico, que es nuevo y que aparte de la presentación del primer día que llegó, no habéis tenido más conversación. Pero rápidamente has visto que es muy mono.
  • Si fueras una chica tímida irías a conversar con él para agradarle, buscar las cosas positivas en él, interesarte en su vida, sus aficiones, acompañarle en alguna actividad. Hay un límite, en ese límite te puedes llegar a enamorar o enamorarlo a él, no te digo que pases de su vida, es una persona y tenéis que convivir por mucho tiempo, por lo que hacer que os sintáis cómodos en el piso es primordial.
  • Lo importante son las indirectas, analiza sus horarios, cuando va a la cocina, cuando tiene tiempo de ocio, cuando usa el baño solo para ducharse, cuando se va a la cama a vaguear, cuando va a lavar la ropa, cuando cocina, etc. En esos momentos, aprovecha para flirtear, pero antes asegúrate de que él quiere lo mismo, eres una chica, es fácil saberlo con un par de preguntas o de momentos sensuales, por ejemplo, tu ropa interior o cuando vas de la ducha a tu habitación paseándote por toda la casa solo con una toalla. Si está incómodo es por algo.
  • Pero ve de menos a más, flirtea cuando esté haciendo la comida, di que quieres probar lo que ha hecho, métete con él, eso le llamará mucho la atención, pero no te entregues a él. Cuando os sentéis en el sofá, ponte a su lado y poneros a ver algún programa juntos o alguna serie que tengáis en común. Poco a poco, si has sembrado bien la jugada, él jugará con sus manos. Si no lo hace, hazlo tú, ponle la mano en la pierna. Ahí empieza el juego.

Una vez terminado el sexo, recuerda, no es nada más que sexo y que si se va a repetir puede que ocurra que inicies una relación que no tengáis ilusión de mantener mucho tiempo. Aquí la comunicación es clave para no estar incómodos y que la convivencia siga siendo normal o incluso mejor después de vuestras relaciones esporádicas

Quien a estas alturas se asombre de las diversas formas de buscar pareja que existen gracias a la red, está fuera de tiempo. No tanto por pertenecer a otra generación sino porque no se da cuenta del cambio drástico que ha supuesto internet en las relaciones personales.

Las opciones ofrecidas por la red son tan diversas que a veces uno no sabe si le están hablando en mentira o en serio. Todo parece atractivo, posible, luego resulta que nada es como lo pintan, pero también mucho tiene que ver con la experiencia personal de cada uno.

Todo dependerá de lo que busques. Desde luego también de saber cómo buscar. Hay gente que por desconocimiento se ha llevado grandes decepciones. Lo mejor será estar bien informado. No tanto para evitar que te timen sino para no perder el tiempo.

A la red puedes acudir ya sea para buscar amigos o personas que sean afines a ti con un objetivo concreto, caminar, aprender un oficio o intercambiar algunas experiencias. Son infinitos los espacios que te ofrece la red para buscar pareja de forma indirecta. Basta que haya una convocatoria centrada en alguna determinada actividad. En la mayoría de estas tendrás que pagar pero algunas son gratuitas. Las ofertas son muy variadas. Es cosa de estar atento a los cambios de programación si vives en una ciudad donde el ocio es algo constante.

Puedes apuntarte a deportes compartidos. O tal vez a grupos de excursión si lo tuyo son los viajes no muy lejanos. Forma parte de grupos destinados a algún tipo de ocio que vaya encaminado a tus intereses. Que te guste. Que lo disfrutes pues tal vez ahí puedas encontrar a alguien interesante. A partir de ciertas aficiones compartidas que antes de la aparición de internet eran imposibles.

Al margen de la edad que tengas, o de tu lugar de procedencia internet te ofrece opciones diversas para compartir en grupo, ya sea por temáticas o por edades. Nada que ver con las plataformas de citas que puede ser también una opción aun cuando en este caso no estamos hablando de ellas.

Hablamos de cursos, salidas, excursiones, retiros, viajes organizados con un fin determinado, compartido por todos los que se apuntan. Es, primero que nada una forma de hacer amigos. En segundo lugar un mecanismo para acercarte a personas del sexo opuesto. Que te puedan interesar o no, es otro tema. O que les puedas resultar interesante a ellas también.

No es la idea permanecer en casa. De lo que se trata es de salir a la calle. Apúntate a una salida grupal y espera a ver qué sucede. Conversa, habla de ti pero también pregunta. Puede que en la primera excursión no encuentres a nadie. Puede que la segunda vez tampoco ni siquiera en la tercera. Pero deberás estar preparado porque cualquier ocasión suele ser propicia cuando tienes claro tu objetivo el objetivo tarde o temprano se te pone delante. Tienes que saber qué decir cuando llegue el momento.

No te estreses. Lo primero que tendrás que hacer será hablar con tu pareja. Poneros de acuerdo. Fijar la fecha y el tipo de boda que desean, que en realidad los identificará como pareja. Pensar también en los invitados. En ese sentido te vendría bien hacer una lista de los que quieres que asistan a tu boda y otra lista de las personas que te gustaría incluir para que no se te junten todos y así ir invitando en función de lo que te vayan diciendo. Pero debes hacerlo con tiempo para que nadie se sienta que fue cosa de última hora, luego algo muy importante, con qué presupuesto cuentas y cuales consideras tus prioridades, deberás valorar si los invitados o el lugar es más importante, selecciona a continuación dos fechas posibles, dado que dependiendo donde estás pensando casarte es importante que tengas un plan b de lugar, presta atención a la fecha y fíjate que no haya algo que pueda coincidir con el día que has seleccionado. Piensa donde te gustaría casarte.

Si ya tienes el lugar ahora ponte a pensar en quienes podrían conformar el cortejo de boda, ten cuidado de no herir susceptibilidades. Puede ser tu mejor amiga o amigo o alguien más que sea cercano. A la hora de elegir tu vestido mira revistas y elige un modelo que te guste algunas tiendas lo podrían hacer pero todo esto como sabes es con tiempos de antelación. Para ese día no olvides llevar medias, zapatos del tamaño del tacón que estás pensando usar el día de tu boda. Piensa que para lucir muy bien tu vestido tendrás que hacer quizá algo de régimen.

Qué mejor pretexto que tu propia boda para bajar esos kilitos demás, que te están estorbando. Recuerda de reservar con antelación el lugar destinado a la recepción, el lugar para la ceremonia y lo que tenga que ver con el tema proveedores y recuerda que muchos lo reservan con un año de antelación, no olvides que el banquete también cuenta y claro, en función del número de invitados, deberás elegir la música para la recepción eso es algo que siempre se recomienda hacerlo entre dos, no olvides pensar en las fotos y los vídeos, o puede que uno de los dos sea una buena elección pero piensa que será un día irrepetible que merecerá quedar registrado en las retinas de todos los que asistan pero también que podrás compartir con tu futuro esposo nuevamente esos momentos, deberás también estar pendiente de las decoración y no podrán faltar en ese sentido las flores, la música de la ceremonia habrá de ser distinta y el pastel, algo que también debes solicitarlo con tiempo y por último no olvides si en caso vas a movilizarte con algún tipo de transporte solicitar estos también con suficiente tiempo para que no tengas problemas de última hora. Por lo demás ya te irán surgiendo los detalles, algunas cosas en las que no hayas pensando pero lo fundamental será la fecha y el lugar porque de ahí dependerá todo lo demás.

A veces no encontramos placer ni gusto entre nuestro grupo de amigos. A veces resulta que los encontramos aburridos y todos los chavales repiten el mismo mantra una y otra vez, como cortados por la misma tijera.
Buscar pareja en sitios como este http://paginasdecitasgratis.com/buscar-pareja a veces se convierte en un tedio cuando eres joven, vives con tus padres y encima tus amigas ya se echaron novio y no queda más que el pringao de turno que a ti no te mola. Ya no te dan ni siquiera ganas de salir porque siempre será lo mismo. Siempre pasará igual.

Hasta que de pronto un día. Vaya. Te ves hablando con un tío desconocido de cosas que ni siquiera pensabas que podías hablar. Lo encuentras súper educado además de atractivo pero no le dices nada claro y temes estar evidenciando el nerviosismo que despierta su presencia. No es que sea un viejo pero la diferencia de edad con los niñatos sí que se nota. Vamos que si te ven con él das el cante porque es muy evidente que es más grande que tú.

Pero bueno ¿si te pasa eso y te llevas bien con él qué haces? Si insiste de manera sutil en conquistarte y te conquista a base de detalles y de conversaciones que nunca antes tuviste con nadie ¿Qué haces? ¿Sigues? ¿Lo dejas pasar y el beso que te dio queda en una anécdota de calle al atardecer?

Es una decisión difícil. Evidentemente más para ti que eres mujer que para él, que tiene cinco años más que tú de diferencia. Parece poco pero es bastante. Deberás aclararte tú primero. Mírate al espejo y pregúntate qué es lo que quieres, porque lo más probable es que él quiera una relación de pareja en serio.

Tú ya eres mayor de edad. Te viene bien conocer a alguien así. Te viene bien porque así aprendes y sientes que no estás hecha de piedra. Pero tendrás que soportar todo lo que supone estar con un tío mayor que tú. Lo que dirán tus padres. La distancia que se generará entre tus amigas piensa que puede que sea grande, dado que al dar ese pasó quizá a más de una le siente mal, como una traición al grupo que parecía unido.

Pero piensa también que la decisión es importante y lo que sientas tú, desde luego que importará más que lo que al respecto te puedan decir o no los demás. Recuerda sin embargo que es un riesgo en muchos sentidos. Es un tío que parece majo. Tiene más experiencia que tú, eso ya lo sabemos. Piensa que si estás dispuesta a renunciar a ciertas cosas por él, no te quedará más remedio. Será tu primera relación seria y tendrás que hacer todo lo posible para que sea aceptado en tu grupo de amigas y amigos.

Pero piensa también en lo bien que te sientes cuando estás a su lado y en las enormes ganas que tenías de conocer hace tiempo alguien así.

Tanto si ya has hecho una felación antes como si es tu primera vez, procura relajarte, los nervios no van a servir de nada y si no te gusta hacerlo entonces no lo hagas por obligación, díselo al chico, si te quiere lo entenderá.

  • Busca una posición cómoda. Muchas veces no se piensa en que puedes estar mucho rato en la misma posición en el sexo oral. Puede pasar que el chico tarde tanto en eyacular que la mamada se haga eterna o que incluso quede inacabada porque sientes que te duele el cuello, la boca o las rodillas. También puede ser que estés en la cama y se te canse el brazo de apoyarte. Lo mejor que puedes hacer es que él esté de pie y tú pongas un cojín o almohada para apoyarte y así poner su pene a la altura de tu boca. De esta forma no puedes sentir fatiga ni molestia en el cuello.
  • Busca la posición de la gran “O” con las manos y la boca. Pon las manos juntas, entrelázalas alrededor del pene como si fueras a hacerle una paja, pero en vez de eso lo pegas a tu boca, con forma en “O” también.
  • La presión es muy importante. La sensibilidad en las zonas erógenas va decayendo según el roce, por lo que aplicar más fuerza en el roce es obligatorio para que no se pare de sentir placer. Muchas veces ocurre lo contrario, lo haces fuertes de primera y provocas que la erección baje. Lo mejor es ir suave, que notes que el pene se va hinchando en tu boca, ahí debes ir aumentando progresivamente la presión tanto con las manos como con la boca.
  • La velocidad. El movimiento debe ser suave al principio, puede que el recorrido sea más profundo y te llegue lo más adentro para que él sienta placer en la base del pene. Pero ocurre lo mismo que con la presión. Cuando esté muy dura es cuando tienes que hacer el movimiento más corto, centrándote en el glande y la velocidad debe ser la máxima que puedas llegar a alcanzar con el cuello y ayudándote con las manos.
  • No usar dientes. Al principio puede gustar un pequeño bocadito en la puntita, pero el roce con los dientes hace muchísimo daño y si notas que la eyaculación está tardando en llegar es muy probable que sea porque en cualquier momento le hayas hecho daño y la erección se haya resentido.

Por último, disfruta tú también. No hay nada peor en el sexo oral que sentir que la otra persona está obligada a hacerlo o que parezca que está haciendo un examen matemático mientras lo haces porque quieras hacerlo perfecto. Eso se nota. Debes aprender a dejarte llevar por la pasión del momento y hacer que te guste incluso aderezándolo con un poco de lubricante con sabor o alimento que a ti te guste, pero que no sea desagradable al tacto o vaya a romper el condón o preservativo dental si lo estáis usando.

El sexo oral es en la mayoría de los casos es una fantasía sexual muy fácil de cumplir y que provoca una conexión inmediata con la persona que lo practica, sintiéndose agradecido y devolviendo el favor a veces dela misma forma placentera.

En este artículo vamos a hablar sobre cómo hacer una felación correctamente ya sea tu chico o un desconocido y hacer que sienta un orgasmo sin que den las campanadas.

La felación es un acto histórico de desprecio y de amor

La primera felación de la que se tiene constancia es en la mitología egipcia, donde uno de los dioses volvía a la vida al chupar su esposa su pene. En la antigua roma, a los esclavos se les obligaba a practicar una felación para desvalorizarlos y castigarlos, sin depender del sexo de quien lo practicase.
También se realizaba al no existir muchas formas de evitar que la chica se quedara embarazada o para no practicar sexo anal, de esta forma en los encuentros sexuales a escondidas, los amantes practicaban la felación incluso como símbolo de su amor.

En Pompeya este acto está registrado en muchas partas, donde podremos ver tanto chicos como chicas practicándolo sin ser un tabú. Eso llegó con la religión monoteísta, donde muchos predicadores prohibían el placer del sexo oral ya que el sexo no debía considerarse un placer, sino una forma de reproducirse y tener descendencia. De tal forma que los reyes católicos y la iglesia prohibía su acto y quien lo cometiera sería castigado durante quince años, como si hubiera cometido un asesinato.

Esto no quiere decir que el sexo oral no se practicase nunca más, pero sí que fuese un tabú en las relaciones y en la prostitución, donde las personas tenían que practicarlo a escondidas fuera de la ley e incluso que quien fuera el que realizase la felación sintiera que se estaba minusvalorando.

Y es que, en ese sentido, se distinguía entre la persona pasiva y la activa, donde el que recibía la felación se llamaba Felador y pedir que te lo hicieran era como insultar a la otra persona. El famoso “chúpamela” despectivo que podemos encontrar hoy día viene de ahí precisamente.

A la llegada de la edad moderna y la época Hippy del amor libre, este acto recuperó e incluso tomó un nuevo significado de placer en el hombre y que incluso muchas mujeres u hombres han usado como arma sexual para conseguir cosas de quien la recibía.
Menos mal que hoy en día el sexo oral está mejor visto e incluso muchas parejas sienten que saber hacerlo es primordial para los preliminares y que si no saben darse placer con todas las partes del cuerpo entonces es que no merece la pena esa persona o poder llegar a pensar que no se quieren demasiado. Para que esto no te ocurra vamos a darte las claves para hacerle una felación a tu chico y que a ti también te haga disfrutar.

Es curioso pero tener sexo en los ratos libres empieza a ser historia. Muchas veces los ratos libres que antes dedicábamos al sexo ahora se ha empezado a usar en otras cosas que han pasado a primer plano, teniendo en cuenta que cada vez tenemos menos tiempo y seguimos teniendo las mismas necesidades.

Aun sabiendo los beneficios que puede otorgar el sexo para la pareja preferimos pasar de otra manera nuestros ratos libres, recurriendo a otros métodos para tener sexo.

Follamigos como opción principal

Elegimos páginas como Twitter, Instagram o Facebook para mirar todas las chorraditas sobre gatos, perros o cualquier cosa que compartan nuestros amigos o en ponernos al día con la serie que está de moda, elegimos salir corriendo de casa para ver el fútbol y nuestra vida sexual se ha convertido así en una completa postergación, quedando relegada sobre todo a los follamigos o a la persona que nos ligamos una noche de fiesta o por una página para ligar.

Los ratos libres para muchas personas en materia sexual equivalen a descargar las necesidades que tenemos, pero también hay mucha gente que ha aprendido a liberarse y a disfrutar del sexo y la pasión, que con los tiempos que corren es más fácil que antaño.

Por ello es importante tomar cartas en el asunto y saber que existen ahora muchas más opciones que antes que nos puedan distraer, pero también otras que nos pueden hacer ver realmente al sexo como algo valioso y quitarle ese estigma.

Es fundamental entender que las nuevas tecnologías no pueden acabar con nuestros momentos que antes destinábamos para la intimidad, ahora, muchas parejas están haciendo el amor y respondiendo un WhatsApp.

Cambiarlo es tu opción

Pero qué se debe hacer en todo caso para revertir estas actitudes con las que convivimos a  veces hasta límites que rozan ya lo adictivo. Pues en primer lugar hacer una toma de conciencia si lo que hemos decidido ha sido es recuperar el tiempo perdido y dedicar nuestros ratos libres al sexo puro y duro con nuestra pareja. Pero eso evidentemente no quiere decir que tengamos que prescindir de algo que nos ha sido muchas veces de suma utilidad, pero lo mejor será saber administrar el tiempo.

Dedicar un tiempo al día a leer correos pero un tiempo limitado, quizá por la mañana venga bien, así como también a las consultas del Facebook. Después de eso buscar la manera de encontrar ese espacio sin que la serie de moda se vea perjudicada. Es importante hablar por ello con la pareja. Pues será muy malo para la relación que ella muestre excesivo entusiasmo a una película que van a echar en la tele que a tener un poco de pasión sexual. La meta tendrá que ser revertir aquello.

Y aunque no convirtamos a nuestra pareja en la persona más fogosa del mundo decirle de qué cosa nos hemos dado cuenta, comentar que antes que robots de la tecnología somos humanos y que nuestras necesidades sexuales no pueden pasar por alto porque de lo contrario nos terminarán pasando factura.

Es importante no postergar el sexo cuando todavía se cuenta con la artillería pesada para ello y es que en la medida que las herramientas se dejan de usar se oxidan. Algo que en efecto no queremos que pase. El fútbol debe esperar, el Facebook también debe esperar lo mismo que el WhatsApp  de aquel amigo empeñado en hacernos escuchar aquella canción. Solo debemos encontrar un momento para dedicarlo única y en exclusiva a nuestra pareja y al sexo. Que, menos mal, sigue siendo algo entre dos.

Los pechos caídos se pueden dar por una serie de factores como la edad, ya que la glándula mamaria se atrofia con el paso del tiempo, haciendo que se convierte en grasa, lo que hace que ocupe menos volumen y dé una sensación de pecho vacío. En la misma línea, también encontramos los cambios hormonales como otro de los motivos por los que los pechos acaban cayéndose y que van asociados a la menopausia.

Por otro lado, como es lógico, un gran volumen de las mamás podría hacer que la acción de la gravedad fuera mayor en este sentido. Además, tras pasar por procesos como el embarazo y la lactancia, así como las dietas y las pérdidas grandes de peso se producen una distención del tejido más que notable que se ha de tener en cuenta.

Además, otro de los factores que afectan en este sentido a la caída del pecho pasa por tener un tipo de tejido de la piel que es poco resistente a la tracción, algo que suele ser, por lo general, heredado.

Esta acción puede clasificarse en diversos grados y todo dependerá de una serie de factores que guardan una relación existente entre el pezón y el pliegue o surco inframamario.

De este modo, lo que se conocería como primer grado se correspondería con la mama normal, y es lo que se puede encontrar con el pezón por encima del pliegue del pliegue. El segundo grado presentará un pezón que encuentra a nivel del pliegue, el tercero pasa por un pezón que está por debajo del pliegue inframamario, de tal modo que comienza a orientarse hacia el suelo. Ya el cuarto grado pasa por un pezón que se encuentra bajo el pliegue y bajo la mama, mirando completamente hacia abajo.

El tratamiento que ayuda a combatir los pechos caídos tiene como objetivo, precisamente lograr conseguir un volumen y una forma armónicos. Además por supuesto de intentar que las cicatrices sean lo más disimuladas posibles, todo ello intentado elevar el pezón para que quede centrado.

Hoy en día esta operación se puede hacer sin mayores complicaciones, por lo que es una buena vía y solución por la que optar en un momento determinado si lo que se busca es combatir, precisamente, contra esta tendencia de los pechos caídos que tantos problemas de autoestima y estéticos puede llegar a causar.

Las personas que quieren adelgazar, lo necesiten más o menos, no lo hacen porque saben que les costará mucho. Porque es un sacrificio. Y porque tienen miedo  a desistir de intentarlo después de ciertos esfuerzos sin resultados.

Y si algo tiene adelgazar es que, cuanto más se necesite perder, más tiempo hay que esperar a ver los resultados deseados, pero además después de eso hay que evitar ciertas pautas alimenticias. Es complicado, no lo vamos a negar.
Pero, si se lleva con cierta actitud y se hacen ciertas cosas, se puede conseguir que adelgazar no suponga ni un sacrificio ni algo aburrido. ¿Cómo? La alimentación sana se puede convertir en divertida si se sabe cómo combinar los alimentos o jugar con los ingredientes, si se consigue una buena presentación de las comidas. Unos alimentos que encajen bien y una buena presentación pueden ayudar mucho. En esta web puedes encontrar además otros productos que te ayudarán a adelgazar para que no te aburras tanto siempre las mismas comidas.

Lo más complicado son los primeros días, ya que hay que habituarse a una alimentación distinta, aunque más sana, y a pesar los alimentos para conocer lo que consumes y lo que deberías consumir. Después, hasta te acostumbras a esas comidas y puedes incluso llegar a reconocerlas como tus nuevos hábitos alimenticios.

Además de las comidas habituales, siempre que se consiga una alimentación sana y equilibrada, se pueden incorporar a la dieta nuevas comidas como las barritas sustitutivas de Cookie, que sustituyen una comida y son deliciosas. Y como tienen L-carnitina, ayudan a quemar grasas. ¿Conoces el sabor de las cookies, quieres alguna comida de la que disfrutar? Pues estas barritas te pueden encantar. Pero incluso de comidas normales, como la fruta, se puede hacer algo delicioso, como una macedonia de vez en cuando.

Si además más personas se suman a una nueva alimentación sana puede ser más divertido, incluso se pueden plantear retos a ver quién los supera antes y mejor. La gamificación también puede entrar en el campo de la alimentación.

¿Y qué tal si la báscula puede ser tu aliada? Si haces bien la dieta adelgazarás y verás cada cierto tiempo emocionante (no lo hagas todos los días) ir a la báscula y ver cuánto has conseguido reducir tu peso. La recomendación es pesarse cada 15 días o al mes.

La dieta macrobiótica tiene beneficios para la salud al estar basada en el principio del equilibrio: comer cada alimento en función de las necesidades (al final del artículo os recomendamos libros sobre este tema, como los de Planeta o Signo Editores). Contacto con nuestro interior, pilar base de este tipo de dietas; pero veamos que más nos ofrece.

Esta dieta fue ideada por el japonés George Oshawa siguiendo los preceptos del budismo zen. Oshwa califica los distintos alimentos según las dos fuerzas o principios existentes, el yin y el yang, que emanan de los postulados de esta filosofía. Así, el yin es la fuerza suave, alcalina y femenina, mientras que el yang es la resistencia, ácida y masculina. Y para que su ingesta sea correcta recomienda como proporción óptima consumir 5 alimentos yang por cada 1 de yin.

Diez son los planes en los que se basa esta dieta, que va abandonando los dulces, los alimentos de origen animal, las sopas, las frutas y las verduras, que se sustituyen por una cantidad cada vez más elevada de cereales integrales hasta alcanzar entre el 70 y el 90% del total de alimentos consumidos y entre los que el arroz ostenta un lugar preeminente. El resto corresponden a cantidades muy moderadas de legumbres, frutos secos y verduras, así como una pequeña ración de algas diaria. De modo paralelo se reduce también el consumo de agua hasta cantidades extraordinariamente bajas. El objetivo se centra en “lograr el equilibrio y obtener una larga vida”. En definitiva, la macrobiótica pretende encontrar el equilibrio de fuerzas que constituye la salud a través de una combinación adecuada de alimentos.

Entre los alimentos más consumidos por sus seguidores destaca el arroz, aunque también el trigo es ampliamente consumido por su capacidad energética. Entre los restantes alimentos que incluyen en la dieta se encuentra el maíz, por su riqueza en hidratos de carbono, el centeno, por su contenido en sales minerales como sodio, potasio, calcio, yodo, hierro y flúor, la avena y el mijo ambos por su capacidad calórica. Y entre las algas consumen las que encuentran en el entorno más próximo. Verdes o rojas, todas tienen un elevado contenido nutritivo, pues suelen contener entre un 20 y un 60% de proteínas, valores superiores a los de la mayoría de hortalizas, glúcidos, minerales (yodo, hierro, potasio, manganeso) y las vitaminas C, A y D.

Editoriales como Signo Editores o Planeta ponen a nuestra disposición colecciones sobre salud, como la colección Medicina Natural de Signo Editores, que contiene este y otros temas relacionados con un estilo de vida sano.